“Recuperar el contacto con el mar fue un regalazo”

Recuperar el contacto con el mar, disfrutar cogiendo olas y prepararse a tope para las competiciones… A eso dedica este primer mes de actividad Alazne Aurrekoetxea, joven promesa del Paddle Surf e integrante de nuestra comunidad de Amigos de Asana. Aquí nos cuenta cómo el yoga y los productos Asana BIO le han ayudado estos meses a seguir en forma y llena de energía positiva. ¡No te pierdas el vídeo de su regreso al mar!

-Has vuelto a entrenar en el mar. ¿Cuándo has empezado y cómo ha sido la experiencia?

Volví al agua el 2 de mayo, que fue el primer día del estado de alarma en el que se permitió practicar deporte individual en el exterior. Estaba muy feliz de poder volver a surfear y recuperar el contacto con el mar, que es lo que más me gusta. Fue una experiencia mágica; la noche anterior no pude dormir nada de las ganas que tenía de volver a disfrutar de lo que más me gusta ¡No me lo podía creer! Me desperté a las cinco y media de la madrugada para salir andando desde casa hasta la playa. No me preocupaba cómo estarían las olas, el simple hecho de poder volver a estar en contacto con el mar fue…¡UN REGALAZO!


-¿Cómo fueron las sensaciones en lo puramente físico?

Las primeras sensaciones en el agua fueron de sentirme bastante pesada y un poco torpe, pero a medida que iba cogiendo más olas, fui recuperando esa sensación de soltura. Por mucho que intentara mantenerme en forma siguiendo mis entrenamientos físicos en casa durante la cuarentena, el surf es un deporte de agua y ese parón en tierra… Es normal que se note. La torpeza era algo normal, por lo que estaba muy feliz a pesar de todo. 

-¿Cuál es tu rutina en esta vuelta a la normalidad?

Ahora que puedo volver a practicar mi deporte, aprovecho para meter todas las horas que puedo en el agua compaginándolo con mis entrenamientos físicos y dejando un día a la semana para descansar. 

Nuevos proyectos sobre medio ambiente

-¿Cuáles son tus planes a partir de ahora? 

Seguir entrenando todo lo posible en el agua para poder estar bien preparada de cara a las posibles competiciones de este año. Haber estado encerrados en casa ha sido duro para todos, porque no estábamos habituados a esta situación, pero tengo que decir que he podido sacar algunas cosas positivas de este confinamiento que me han ayudado a afrontarlo todo de manera positiva y a motivarme a seguir con mis objetivos y con muchas más ganas de darlo todo este año. También, tengo ganas de realizar alguno de los proyectos que tenía en mente sobre el medioambiente que espero que muy pronto puedan salir a la luz 🙂 

-¿Qué hay de las competiciones? ¿Sabes ya cuándo volverás?

Ahora mismo los campeonatos que estaban marcados para este año están un poco en el aire. En principio, a finales de septiembre, empiezo la temporada con el campeonato de Europa y de España para continuar con el circuito mundial en los meses de octubre noviembre y diciembre. No sé si estas fechas seguirán en pie, habrá que ver cómo evoluciona esta situación en todo el mundo, pero es probable que algunas de las competiciones se retrasen o no se puedan realizar. Seguiré con el objetivo de prepararme para las competiciones, sin perder esa ilusión. Sea lo que sea, seguir con las ganas.

Alimentación saludable con Asana BIO, guitarra y ukelele

-A través de tu instagram nos has enseñado que se puede seguir estando en forma en casa y siguiendo una alimentación saludable. ¿Cuáles han sido tus aliados?

Mis aliados principales para esta cuarentena han sido por supuesto los productos de Asana BIO, ya que es muy importante cuidar nuestra alimentación y sobre todo en estas situaciones que crean bastante ansiedad y nos llevan a comer en exceso cuando realmente no lo necesitamos. He tenido días de bastante ansiedad, de querer comer todo lo que había en casa pero, por ejemplo, el Porridge de Asana o las Barritas ecológicas de semillas y frutos secos me han ayudado muchísimo a quitar esa ansiedad y, encima, siguiendo una alimentación saludable y llena de energía :). 

-Como sabemos que eres una mente inquieta, ¿nos cuentas si has descubierto nuevos hobbies o retomado alguno para el que no tenías tiempo?

Sí, soy un culo inquieto y una de las cosas que he aprendido en la cuarentena es a mantener y a vivir todo con más calma; creo que íbamos todos demasiado rápido. La práctica del yoga es una de las cosas que más me ha ayudado con eso; antes no dedicaba mucho a escuchar mi cuerpo, por lo que he aprovechado para hacerlo y es de lo que más priorizo ahora. No le daba importancia y en realidad es de lo más importante para poder mejorar en ciertos aspectos en mi deporte. 

También he dedicado tiempo a aprender a tocar instrumentos como la guitarra y el ukelele, que la verdad que los tenía muy abandonados y me he enganchado bastante. No he parado de cantar (se ríe) ¡Pobres vecinos! La música también es una buena terapia de desconexión, da igual cómo cantes, cómo bailes; lo importante es disfrutar con lo que te gusta

Deja un comentario